Experimentos






---------------


EXPERIMENTO: muñeca que sube y baja

El aire ejerce presión, ya lo hemos visto en otros experimentos.

En este caso vamos a jugar con la presión del aire a voluntad, es decir, subiremos o bajaremos la presión según queramos que la muñeca que nos hace de señuelo suba o baje.

Materiales:
Una botella de plástico
Una pajita de refresco
Una pajita de refresco un poco más ancha que la anterior.
Un alfiler
Pegamento
Una muñeca o cohete o... recortado en papel.


Procedimiento:
Doblar un extremo de la pajita estrecha y pegarla con cello. Es para que no se escape el aire.
Pegar la muñeca o cohete o lo que hayamos elegido en este extremo.
Cortar un trozo de la pajita ancha.
Hacer un agujero en el tapón de la botella para que entre el trozo de pajita ancha y pegarlo con pegamento. Debe quedar bien sellado para que no salga nada de aire.
Meter la pajita estrecha por la ancha y poner el alfiler al final de la pajita estrecha para que haga el tope al apretar.
Enroscar el tapón en la botella.
Apretar la botella y subirá la muñeca, soltar y bajará.

NOTA: antes de hacer el experimento hay que comprobar que las pajitas son compatibles, es decir, que una entra perfectamente dentro de la otra. Yo he conseguido pajitas más anchas de los refrescos de una hamburguesería y las estrechas son las que se compran en los supermercados.

Si lo queréis ver mejor el esquema pinchad en la imagen.

--------------------


EXPERIMENTO: haciendo pasas

Trabajaremos con fruta y la convertiremos en una golosina.

Las pasas no son uno de los dulces favoritos de las nuevas generaciones, pero si se aprecia el valor de su energía, su dulzor, su trabajo artesanal y siempre que se empiecen a degustar de chiquis, puede que dejen de ser un alimento que se aparta para no comerlo y dejarlo a los mayores.

Si a los peques les explicamos el valor energético que tienen cuando se hacen excursiones, se anda mucho o nos sentimos un poco cansados... y si además las hacen ellos... pues parece que la tendencia puede cambiar y aprovechar esta energía natural de la fruta.

Materiales:
Uvas blancas, negras o moscatel
Agua
Papel de cocina
Sol
Procedimiento:
Lavar las uvas separadas del racimo.
Secarlas un poco y dejarlas encima de papel de cocina extendidas.
Ponerlas al sol para que se sequen.
Observar diariamente los cambios que se realizan.
Es conveniente explicar que el sol evapora el agua de las uvas igual que los charcos del suelo.
NOTA: se pueden comprar directamente sin pepitas, pero si tienen se pueden poner a secar partidas y quitando las pepitas.



TODOS LOS EXPERIMENTOS LOS DEBEN HACER CON UN ADULTO Y MANTENIENDO LAS CORRESPONDIENTES MEDIDAS DE SEGURIDAD.

Tomados de: "Actividades para educación infantil"



------------





Mi tablero de experimentos en Pinterest